El día después – Economía Directa 30-9-2015

Castellers por Juame Escofet

Hoy hablamos sobre los resultados de las elecciones catalanas y cómo se queda configurado el mapa político tanto en Cataluña como de cara a las elecciones generales, sobre la ligera bajada de la deuda en relación al PIB, sobre el recientemente inaugurado AVE de Palencia a León y su complicadísima amortización y sobre el aterrizaje forzoso que está atravesando la economía china y cómo se están notando sus repercusiones en la economía mundial. Con Juan Carlos Bermejo, Jordi Llanos, Carlos Muñiz y Carles Sirera. Conduce Juan Carlos Barba.

Fotografía de Jaume Escofet

Un comentario sobre “El día después – Economía Directa 30-9-2015

  1. ¿Y porqué no comentan Uds que Cataluña no es viable, ni dentro ni fuera de España?
    O eso creo yo y así lo explico.
    Cataluña es inviable dentro y fuera de España, porque carece de Petróleo, Carbón, Gas, Hierro, Cobre, Aluminio, Algodón, Azúcar, está superpoblada (240 hab/km2), importa la mitad de lo que comen y está arruinada y endeudada. Estos presuntuosos lo fian todo al voluntarismo no saben nada del problema de las limitaciones de recursos.
    Los antes obreros catalanes del metal ahora en el paro y la miseria juntan cartón y chatarra por la polvorosa y les da de comer la Cruz Roja como si hubiera una guerra o fuera Cataluña un país africano -claro que lo es.
    Y ya sé que no se nota con facilidad, acabo de volver de vacaciones de España y si no supiera que está arruinada no lo notaría.
    La explicación es fácil, un desempleo del 25 % implica un empleo del 75%. No todos esos ganan igual -debe haber una distribución tipo Poisson en esos sueldos, pienso, con la mayoría concentrada en el tramo 500-800 euros/mes y muy pocos ganando mucho- pero ese 75 % consume mucho (incluso el 25% de pobres de solemnidad consume algo también) y la economía funciona por y para ellos.
    Es cuando tu familia se cayó por el precipicio a la ruina en 2008 y no se ha levantado más, que lo entiendes porque te lo dicen.
    Entiéndanme bien: por mi, ojalá los independentistas delirantes hubieran sacado el 80 % de los votos a ver si la cosa reventaba bien de a bute, que soy persona de buen humor y me encanta un cementerio de muertos bien relleno / manando sangre y cieno que impida el respirar y me encanta oir la bomba / silbar en su caída, ¡qué gusto, qué placer! como dijo el poeta.
    Cataluña va al muere, dentro y fuera de España, dentro de España un poquico más despacio eso es todo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.