El salario mínimo y la victoria de Bolsonaro – Economía Directa

Hoy hablamos sobre las críticas del Banco de España a la subida del Salario Mínimo Interprofesional y, especialmente, analizamos los argumentos económicos que han aportado para situarse en su contra y la plausibilidad de los escenarios dramáticos que han invocado. También analizamos la victoria electoral electoral de Jair Bolsonaro en Brasil, quien se ha convertido en su nuevo presidente, y nos centramos especialmente en las claves de su victoria. Por último, hablamos sobre tecnología: el progreso de las electrolineras de Shell y la autorización de California al coche autónomo de Google para circular sin conductor auxiliar. Con Jordi Llatzer, José Luís Carretero y Jordi Llanos. Conduce Juan Carlos Barba.

Ir a descargar

Fotografía de Agência Brasil Fotografias

2 comentarios en “El salario mínimo y la victoria de Bolsonaro – Economía Directa

  1. Sobre el salario mínimo. Estaría bien encontrar datos estadísticos sobre lo que ganan los autónomos con negocios pequeños. Un conocido me cuenta que la remuneración final de sus horas es inferior a las de su empleado. Es decir, él acaba trabajando más de 50 horas por semana; en temporadas incluso 60. Y no todo lo que gana es limpio. No lleva una contabilidad exacta, pero sabe que tiene que tener colchón para cuando tenga que renovar las instalaciones.
    En conclusión, ¿qué pasará cuando la remuneración del empleado es mayor que la del autónomo?

  2. Buen programa, quiero humildemente puntualizar algunas cosas que no son opiniones de “mi cosecha” sino hechos absolutos e indiscutibles;
    -El coche eléctrico….la electricidad NO ES ENERGIA!!!!! es un vector, es decir, es una forma de transportar energía. La electricidad para cargar las baterías de nuestro “maravilloso” coche eléctrico hay que producirla, no cae de los arboles, ni sale “espontáneamente” de los enchufes…..a día de hoy; – tenemos que: quemar algo? petróleo, gas, carbón….ó centrales hidráulicas, ó nucleares…..ó sacarla “espontáneamente”¿? del viento ó del sol. Es decir el problema NO es el coche eléctrico, ni las baterías, ni la autonomía -que tanto preocupa a los necios-, ni los materiales necesarios -y según parece muy escasos- ni las enormes infraestructuras, ni el tiempo de carga de las electrolineras -patético-…Nuestro problema es como producir la electricidad para cargar “esas baterías” ESE ES EL DEBATE!!! y EL PROBLEMA!!!…Todas las demás consideraciones, aunque son ciertas y ahí están son…
    el viejo cuento de la lechera.
    -Esto enlaza y es inherente al asunto del avance de la derecha capitalista. Según esta doctrina para hacer “cualquier cosa” -y esto es la falacia del sistema- hace falta DINERO….para crear empresas….para hacer infraestructuras….para hacer viviendas…etc,etc ESO ES FALSO !!! ……lo que hace falta es ENERGIA!!!.
    Hábilmente “el sistema” se va comiendo el “almacén” (el planeta) y transformando recursos (energéticos) en dinero.
    Es una habilidad humana el creer nuestras propias mentiras.
    Imaginemos por un instante que desaparece totalmente el petróleo, estaremos todos de acuerdo que por mucho “que le diese a la manivela el FMI”….los aviones, los trenes, los coches, los tractores, los barcos…..iban a funcionar metiéndoles billetes en el depósito???????
    No -verdad?-…..Pero ahí está “el capital” que sigue “vendiendo” su vieja historia – que en el fondo “todo” el mundo compra-, pues…a nadie le amarga un dulce….una vivienda en propiedad, un buen coche, unas vacaciones etc, etc. Ese es el éxito del capitalismo. Por no hablar de “las religiones”…
    En fin, creo que no es necesario extenderse más. Así como se tardó en entender que “el movimiento perpetuo” no era posible…..tardaremos en “aceptar” que el crecimiento perpetuo…tampoco es posible….y esto será de “obligado cumplimiento” lo aceptemos o no.
    Por cierto, le diría al optimista Sr Llanos que un pesimista ,como yo, es un optimista bien informado.
    Salu2.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.