El paro desestacionalizado realmente aumentó en el segundo trimestre

Aunque los titulares de prensa se han hecho eco de la bajada del paro que informa la Encuesta de Población Activa (EPA), se ha hablado muy poco de que el paro corregido de la variación estacional (algo fundamental si se quiere comparar) realmente ha seguido aumentando en este segundo trimestre de 2011. Concretamente el paro desestacionalizado terminó en 4.807.780 personas, es decir, 21.230 más que en el primer trimestre. Cierto que es el aumento más bajo desde el segundo trimestre de 2007, pero aun así sigue sin haber caída del paro.
Lo que sí que ha aumentado ligeramente es la ocupación desestacionalizada (39.970 trabajadores más), por primera vez desde el cuarto trimestre de 2007. Esto ocurre después de la brutal caída de ésta en el primer trimestre (-149.940), lo que hace pensar que, dado que los indicadores de industria, comercio, otros servicios y construcción no han hecho sino acentuar su caída en el segundo trimestre, el problema es más bien una mala desestacionalización en el primer trimestre. Esta hipótesis parece correcta a la vista de que la afiliación desestacionalizada a la Seguridad Social cayó en 45.941 personas en el segundo trimestre y en 56.026 en el primero, sumando entre ambos un descenso de 101.997 personas, casi ideńtico al de 109.970 personas que da la suma de la ocupación desestacionalizada del primer semestre de la EPA.

Podemos considerar por lo tanto, sin temor a equivocarnos, que la tendencia en el empleo permanece exactamente igual, pese a los anuncios en sentido contrario hechos por el Gobierno y diversos medios de comunicación.

Si se analiza por sectores, se observa incremento en la ocupación en el sector servicios (+107.550) y en la industria (+27.150), y continúa el desplome en la construcción (-93.590). Una vez más se ve la mala desestacionalización de los datos, ya que el incremento en los servicios que da la Seguridad Social el mucho menor (+37.485) y en la industria informa de un descenso en la afiliación (-14.115), lo que concuerda con la debilidad de ésta que informa el Índice de Producción Industrial, el PMI de manufacturas o la utilización de la capacidad productiva.

La EPA también informa de un incremento en el empleo a tiempo parcial, que se da sobre todo en el sector servicios. Esta tendencia al incremento del subempleo se está dando desde hace tiempo, aunque la EPA sistemáticamente informa de menos empleo a tiempo parcial que la Encuesta de Coyuntura Laboral (ECL). El incremento reciente de los EREs en los que se acuerda una reducción de la jornada laboral posiblemente indica que los datos de empleo parcial de la EPA están subestimados y que son más exactos los de la ECL.

La EPA nos ofrece muchos más datos interesantes. Como por ejemplo que continúa la masacre entre los pequeños empresarios, con una nueva caída entre los ocupados no asalariados. Siendo como son los pequeños empresarios y los autónomos uno de los pilares fundamentales de una sociedad libre, resulta una pésima noticia.

Es obligada la referencia al paro juvenil, que sigue ascendiendo y alcanza ya, como ha sido ampliamente difundido en los medios, el 46.1%. Lo que no han comentado éstos es que eso ocurre a pesar de que la tasa de actividad en este grupo (16 a 24 años) ha disminuido desde que comenzó la crisis desde el 52.5% hasta el 45.1%. Es decir, que sin esta caída en la tasa de actividad el paro juvenil superaría de largo el 50%. Menos de uno de cada cuatro jóvenes entre 16 y 24 años está trabajando. Vivimos en una sociedad suicida, que no sólo se dedica a dilapidar los recursos económicos, sino que deja a las personas con más energía y más innovadoras (los jóvenes) excluidas y sin poder realizar su imprescindible aporte a la sociedad.

Por último, hay que hacer referencia al absurdo aumento del empleo público que se sigue produciendo que, dada la ya más que evidente imposibilidad que afrontan las administraciones públicas de seguir aumentando el gasto, resulta de una irresponsabilidad palmaria y refleja el caos que actualmente se vive en este sector. El empleo público tiene su mayor aumento desde el tercer trimestre de 2010 (31.600 personas), y acumula desde el inicio de la crisis un incremento de 304.200 personas (más de un 10%). El sector público parece haberse transformado en una especie de agencia de colocación para amigos en apuros. Cada vez se hace más patente que está al servicio de los partidos en lugar de estar al servicio de los ciudadanos.

4 comentarios en “El paro desestacionalizado realmente aumentó en el segundo trimestre

  1. Gracias por tus aportes.
    Permíteme una crítica constructiva que vengo pensando hace tiempo. Siendo las gráficas que publicas tan interesantes como lo son, es desalentador que en el eje x salgan siempre la información de esa forma tan difícil de leer, y créeme que estoy acostumbrado a leer gráficas.
    No se con que programa lo haces, pero no tienes la opción de poner sólo el año por ejemplo, porque con la secuencia de tipo Jan 1970 – May 1976 – Sept 1982 como la de las dos últimas, uno se lo tiene que pensar, y no se puede hacer una “lectura automática” del gráfico.
    Igual te parece una chorrada, pero de verdad que es importante.
    Un saludo
    Héctor

  2. Muy interesante, plasma lo que se ve en la calle. Sería interesante ver qué influencia ha tenido el Estado autonómico como empresa de colocación de amiguetes, aparte de su alto coste frente a un Estado centralista. Lo que es terrible es la caída libre de las Pymes. En el otro lado habría que ver el despilfrarro público en infraestructuras innecesarias tipo AVE o aeropuertos sin pasajeros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *