Sobre la necesidad de organizarse

Imagen de vivalared.com
Queridos lectores,

Varios fantasmas agitan el mundo, y será pronto el momento de hablar de ellos… pero hoy no. Hoy he aceptado publicar un post enviado espontáneamente por Forrest Gump, en el que nos explica su experiencia en organizaciones de base, cómo funcionan y cómo deberían de vertebrarse si quieren tener una mínima eficacia. Como algunos lectores reclaman ese tipo de movimiento/acción (recuerdo también que se están coordinando algunas iniciativas desde la web del Colectivo Burbuja redivida) me parece que puede ser interesante para muchos compartir la experiencia de nuestro corredor de fondo. Les dejo, pues, con Forrest Gump.
Salu2,
AMT
Lanecesidad de Organizarse. Teoría y Práctica.


NOTAPREVIA UNO – Necesariamente, y en virtud del principio “piensaglobal, actúa local”, el contenido de este postmayoritariamente se basa en la realidad concreta de la PenínsulaIbérica, por lo que pido por adelantado excusas a l@s lector@s deotros territorios si en muchos momentos se pueden sentir algo obastante ajen@s a lo que aquí intentaré exponer.





NOTAPREVIA DOS – Recordemos que, fundamentalmente, vamos a hablar aquíde Organización, no estrictamente de Acción, cuya definición, ensu caso, podrá ser objeto de posteriores posts, propios o ajenos. Lodigo para que no se me desengañe más de un@.

Porquelas fases de concienciación son la Indignación, el Compromiso, yluego, sólo luego, la Acción. El activismo quiso pasardirectamente, en el 15M, de la Indignación a la Acción, y asísucedió que, una vez más, se quedaron sol@s en el intento,demasiado salto para la mayoría de l@s human@s “normales”,que lo que hubieran precisado es un de un poco más de “orden yconcierto”.


Teoría

(losimpacientes os la podéis saltar, aunque yo no la escribí para eso:-))

Enlos últimos tiempos, en especial en los comentarios de este blog,han ido apareciendo reflexiones sobre la necesidad de, una vezconscientes del proceso de colpaso en que se halla inmersa laHumanidad Toda —embalada, si no corrige el rumbo, hacia unatragedia de proporciones súper bíblicas—, dar un paso adelante,superador de la dinámica de mer@s espectador@s que corresponde, muya su pesar, a una parte significativa de quienes en él participamos.

Sí,sin duda procuramos desplazarnos, siempre que podemos, a pie o enbicicleta, o si ello no es posible, en medios de locomocióncolectivos. También seguro que nos miramos mucho más nuestrosconsumos eléctricos, apagamos los aparatos en vez de dejarlos enstand-by, y la batalla de las nefandas bombillas de bajo consumo, alfinal, la hemos resuelto dejando la mayor parte posible fundidas… Y sí, seguro que nos abrigamos más y mejor, ponemos loimprescindible la calefacción o el aire acondicionado, y minimizamosnuestro gasto de agua corriente. Pero, dentro de much@s de nosotr@s,algo nos desazona, indicándonos que todo esto está muy bien, peroque haría falta intentar ir un poquito más allá.

Nohace mucho, también Antonio, en su post sobre el HombreOrquesta,nos llamó la atención sobre la necesidad de que, cada un@ en lamedida de nuestras posibilidades, demos precisamente ese paso haciaun mayor nivel de compromiso, en vez de limitarnos a esperar quenuestro “profeta” nos vaya abriendo nuevas vías por lasque después nosotr@s, “desbrozado” el camino por él,transitaríamos.

Yoañadiría, a guisa de ampliación, que la propia Historia nos brindanumerosos ejemplos de las nefastas consecuencias que comportópedirles o exigirles —a quienes ya hacían un valioso yconsiderable esfuerzo con su aportación “ordinaria”— quetomara también la iniciativa en áreas que no les eran realmentepropias, siendo quizá Marx el ejemplo más paradigmático alrespecto. Porque así fue, insatisfech@s al parecer con que estepensador alemán hubiera él solito demostrado la realidad de laplusvalía y la esencia del Capitalismo, aparte de revolucionar lametodología para la correcta interpretación de la Historia y losaportes filosóficos adicionales que realizó, lo presionaron paraque también “dirigiera” el “futuro”, laRevolución ni más ni menos.

Resultado,por tod@s conocido. Destrozó la IInternacional,pues nada pasó para él a ser más importante que la demonización yla expulsión de Bakunin, y no creo que sea preciso relatar aquí lassalvajes atrocidades que much@s de l@s “seguidor@s” de esetalentoso judío alemán cometieron a lo largo del pasado siglo, altergiversar, por puro autoritarismo, que una cosa es la prelación opreferencia de lo colectivo sobre lo individual cuando estamoshablando de un derecho en concreto, y otra cosa muy distinta esimponer que el más nimio interés de carácter “social” encualquier área, llegado el caso, haya de primar incluso sobre losderechos individuales más básicos de las personas, incluidos losdel derecho a la propia vida, y a la libertad en muchos de susaspectos concretos, libertad de iniciativa, de ganarse la vidamediante el propio esfuerzo, de expresión, de movimientos, depensamiento político o religioso… Al tanto, no pretendo hacerninguna crítica fácil, y a much@s de ustedes, o a mí mismo, megustaría habernos visto en el lugar de Lenin, o incluso de Stalin, aver qué habrían (o habríamos) hecho. Pero vaya, hay lo que hay, yla Historia del siglo XX fue la que fue, y no otra.

Porlo tanto, de lo que se trata es de no repetir errores. Ni Antonio ninadie va a ser el o la “caudillo” de nada, ni la lideresa olíder carismátic@ que todo lo soluciona y lo prevé. Y es queincluso la realidad sociológica del país (Catalunya y España)donde nació este blog, también avala esa concepción deresponsabilidad distribuida como única vía válida y con capacidadde transformar el futuro, como paso previo a transformar el presente,la realidad real, que ha de ser nuestro objetivo.

Loamplío, y concluyo con ello la “teoría”. Aunque a día dehoy el 15M es poco más que un grato recuerdo, puso de manifiesto,entre otras muchas cosas, que en nuestra sociedad actual cualquierrespuesta alternativa posible no orientada hacia la extrema derecha,si quiere ser mínimamente masiva, pasa por la horizontalidad másabsoluta, no siendo nadie más que nadie, pero tampoco menos. Por lotanto, y aparte de que es lógico que sea así (los pueblosevolucionan, lo que quiere decir que ni aunque surgieran “líderes”nos enteraríamos gran cosa, porque la gente más joven, aun sinsaberlo, ha rebasado ya esas concepciones), es que, además, ES ASÍ,los liderazgos se quedan para las ideas, que ahí siguen teniendotodo su sentido, pero no para las relaciones interpersonales, Bakuninha ido ganado algunas batallas después de muerto, y éstaposiblemente sea una de ellas.



* * * * *



Práctica


“Nohay mayor estupidez que querer cambiar las cosas y seguir haciendo lomismo”.

—frase atribuida a Albert Einstein—


Laexperiencia organizativa nos enseña que, para que cualquier ente oentidad mínimamente numeroso pueda funcionar a satisfacción, serequiere la provisión de determinadas tareas o áreas. Sin embargo,para evitar en lo posible encallamientos o burocratizaciones, laexperiencia ha enseñado también que el número de tales áreas hade ser el mínimo imprescindible, y que, de cara a cualquier otraárea de actuación, lo que procede es la creación de Grupos deTrabajo “ad hoc” con “fecha de caducidad”, que sedisuelvan automáticamente una vez alcanzad@s sus metas u objetivos,o pasado el plazo prefijado para su ejecución.


¿Cuálesson, entonces, esas imprescindibles áreas?


ÁreaEconómica.– Lo siento, pero el burro por delante, ande o no ande.

Estaárea requerirá consumir un considerable espacio previo aquí.

Hacercosas cuesta dinero. En otro mundo o sistema puede que sí o puedeque no, pero, en el mundo real, costar cuesta dinero. Si, además,deseamos llevar adelante un proyecto que tenga también su vertientesolidaria, la necesidad de una adecuada financiación se vuelveesencial.

Elvoluntarismo está muy bien, y qué duda cabe que permite minimizarmuy considerablemente los costes de prácticamente cualquier cosa,pero tampoco se puede caer en el extremo de que, por una concepciónquasi religiosa del culto a la pobreza, al final muchas cosas no sehagan, o se hagan mal, o se hagan tarde o en una medida demasiadoescasa.

Casotípico de pobreza militante es el de aquellas organizaciones que seauto financian, por sistema, a base de comidas autogestionadas, ventade bebidas o micro conciertos con igual finalidad. Estas actividades,que constituyen en sí mismas unos valores esenciales de cara a lacreación y el crecimiento del conocimiento y la confianza entre laspersonas, tan necesari@s en cualquier mundo que quiera radicarse enla solidaridad, no deberían de verse contaminadas por tan fea facetade constituir, encima, una de las principales fuentes definanciación, si no la única, de la que muchas minúsculasorganizaciones disponen.

Laescasez monetaria, a menudo, lleva a que, es un decir, por ahorrarunos pocos céntimos o euros, lo que ahora y aquí podría imprimircualquiera pase a no ser posible hacerlo hasta mañana por la tarde,en que abre no se qué entidad en la que tan sólo hemos de poner eltóner aparte del papel, claro, con lo que, además, preferentementele tocará imprimirlo a la persona que “domine” ese tal ocual presunto “atajo” económico.

Peronosotr@s, ni queremos ser una organización minúscula, ni queremostrabarnos en todo aquello que sí se trabaron, y se traban, quienespersisten en seguir repitiendo los mismos errores. Por lo tanto,hemos de mirar de financiarnos por cauces más sólidos y estables, yhemos de resituar al voluntarismo en su justa medida. No se trata decontratar a nadie para tarea alguna, ahora vuelvo sobre ello, pero síde que la añadida necesidad económica que conllevan cantidad deactividades no suponga un freno o un retraso, no digamos ya, muy amenudo, un obstáculo insalvable.

No,no se trata de “contratar” a nadie, para nada. De hecho, lacorruptela de “¿y eso, a golpe de talonario, no hay quien noslo pueda hacer?” no cabe duda de que ha estado tanto en la basede corrupciones bastante mayores, en aquellas organizaciones quedispusieron o disponen de mucha “pasta”, como en la de laexcesiva respuesta, en sentido contrario, dada y llevaba a cabo porel activismo más íntegro y más puro, a la mayoría de cuyasindividualidades, a nivel personal, admiro y me fiaría de ell@s conlos ojos cerrados, pero para nada me sucede lo mismo con sus métodos,con sus proyectos, o con sus resultados efectivos.

L@safiliad@s a la central sindical CNT en los años 20-30 del siglopasado pagaban, de cuota, un día de salario al mes, en aquellasépocas (ahora vuelven) en las que ni había vacaciones retribuidas,ni se pagaban los domingos o festivos, ni había pagas extra, nihabía seguro médico, ni de paro, ni nada de nada. O sea, quepagaban un día de los veinticinco laborables que, por promedio,tenía cada mes, un cuatro por ciento de su salario bruto, por tanto.Como dispusieron de tan saneado sistema de financiación (lo de losatracos a los bancos nunca pasó de ser, a nivel aritmético, pocomás que una anécdota), pudieron hacer grandes cosas, crecer yhacerse muy grandes, y si al final las cosas no salieron bien fue porotras razones, no por falta de una sólida Tesorería.

Asíque, en virtud de todo lo expuesto hasta aquí, una posibilidad es creartres niveles de compromiso económico.

NivelPreferente: pagar cada mes el cuatro o cinco por ciento denuestros emolumentos o ingresos brutos ordinarios. De ser preciso, yquien las tenga, pagaría también tal parte de sus pagas extra sialguna circunstancia coyuntural así lo aconsejase.

NivelOrdinario: pagar mensualmente una cuota fija, que sería deseableque no fuera inferior a los 20 euros.

NivelFuture: quienes, por ser mileuristas, por carecer de ingreso alguno,o por razones similares, no se puedan permitir pagar prácticamentenada, estarían asociad@s desde una cuota simbólica, mensual otrimestral, de digamos un euro.

Derechos:Independientemente de su nivel de aportación económica, tod@s l@smiembros del club ostentarían absolutamente los mismos derechos yobligaciones, genéric@s o específic@s, que serán exclusivamentel@s que nosotr@s mism@s decidiéramos, y ningun@ más, ni ningun@ menos,de tales derechos u obligaciones.

Adicionalmente, sería necesaria una web que aceptase donaciones gratuitas, sistemaPay – Pal o sistema el que sea. Habrá gente que quizá no tendrá otraforma de contribuir, y querría hacerlo, y es legítimo aceptarlo.


Áreade Extensión y Expansión

Abarcatodas aquellas tareas a realizar que requieran presencia física depersonas para poder llevarse a término.


Áreade Comunicación Externa.

Sehabrá de poner extremo cuidado en para nada confundir la mayoraptitud para esta área con la de ostentar un mejor dominio de lasherramientas informáticas, si no queremos caer en un error clásicodel activismo actual. Sé por qué lo digo, saben mucho deinformática, pero a menudo carecen de criterio a la hora deseleccionar lo fundamental, lo esencial de las cosas. No tienenninguna culpa, nunca debió de cargárseles con la selección decontenidos, si a menudo ni siquiera eran capaces de redactar unpárrafo mediano sin irse a las cuatro o cinco faltas de ortografíao sintaxis, qué iban a ser capaces de seleccionar con rigor,criterio o regla algun@… Saben informática, lo que ya es bastante,pero el debate de los contenidos lo habrán de llevar,preferentemente, quienes valgan para eso, como se hace con cualquierotra área o tarea, no quien “domine la herramienta”.

Tiempoatrás, en vez de tanto andar negociando nada con la prensa, humildey anónimamente depositabamos físicamente nuestras escuetas ypersonales notas de prensa sobre las acciones que hubiéramos llevadoa cabo. A menudo nos las publicaban, diversos diarios, y a día dehoy tendremos más posibilidades de ir filtrando noticias cómplices,aunque sean menores, si se las hacemos llegar por tal cuasi anónimavía (correo electrónico, cartas de l@s lector@s) a la o el becari@mal retribuid@, pero aún cargada de ilusiones que nos pueda leer enprimera línea, que no si nos empeñamos en tiras y aflojas con pecesintermedios de las diferentes redacciones.

Necesitaríamosuna página web específica, y también uno o más blogs.


Áreade Confección de Contenidos o de Propaganda.

Aquíentraría la gente a la que le gusta escribir, o no pueda evitarhacerlo, y también aquella a la que le gusta tan sólo leer, hacemosfalta tod@s, y entre tod@s lo haremos mejor. Igualmente importanteserá la participación de tant@ apasionad@ por lo gráfico,cualquier foto hecha por cualquiera puede ser buena, o puede serpésima, pero de todas formas habrá que diseñar logos, quizácamisetas, gráficos, más toda la vertiente audiovisual…

Muyimportante, todo lo que produzcamos debería de llevar incorporada suchispita de buen humor, en forma de viñeta, frase o cita,…


Áreade Infraestructuras.

Lamás vital, junto con la de Economía, pero no son los mismostrabajos, ni las mismas responsabilidades. Necesitamos tener un puntofísico, aunque sea el domicilio de alguno o alguna de nosotr@s,donde tener radicados los materiales que sabemos podremos necesitar,tales como pequeños equipos portátiles de sonido, material paramontar un punto informativo (incluida la mesa y las sillas, o lacarpa si la hay), material para la elaboración de carteles opancartas,…


haciendofalta, además, claro está, el

Espaciode Comunicación Interna.

Necesitaremostener nuestras propias listas de correo electrónico, preferiblementedos, una “técnica” (“¿cuántas octavillas hacemos detal cosa?” “¿quién sabe dónde está la mesa plegable?”)y otra de debate, y sería deseable, también, tener un blog, apartedel de comunicación externa.


ysiendo seguramente muy conveniente contar, también, con un

Áreade Formación Permanente

aunque,mientras exista este blog, quizá ni la necesitemos, salvo tal vezpara el debido e ineludible aprendizaje informático…



* * * * *



Ybien, tanta chuminada, ¿para qué?

Puespara visibilizarnos. Las plazas no son propiedad de nadie, nisiquiera del 15M, y si queremos dejar de ser poco más que unconjunto de buenas disposiciones e intenciones, hemos de hacernosver. Hemos de montar paradas en las plazas, siempre en las zonassoleadas (vaaale, menos en verano, claro), y no buscando tanto elrepartir y el repartir como el conseguir que la gente, aunquelleguemos a mucha menos que en otros puntos quizá de mayorafluencia, sí que se pare a hablar con nosotr@s, que será nuestroobjetivo fundamental, y no el de repartir y repartir. Al efecto, ysalvo en ocasiones muy singulares, de ordinario evitaremos nuestrapresencia en los lugares más concurridos o a las horas en que lagente lleva más prisa, pues ante todo nos verán como un obstáculomás, por lo que los días idóneos para “actuar” seránlos sábados o los domingos, por las mañanas y por las tardesmientras haya sol (cada un@ haciendo sólo unas horas) en parques ozonas concurridas, pero tranquilas.

Sihay gente con suficientes ganas e ideas, se pueden ir pensandoperformances u otras actuaciones, teatralizadas, de danza,flash-mob,… Lo importante es que nos pongamos en marcha, y para esonos tenemos no solamente que ver, sino también que, de algunamanera, “asociar”.

Yquizá, incluso, algún día lleguemos a manifestar pacíficamente enlas calles nuestra exigencia de que se deje de engañar a la gentecon la promesa de un futuro que sabemos que no va a ser posible, y yani siquiera deseable.

¡Ánimo,y a por ello! Quedemos un día en un punto físico real, mala suertesi solamente acuden polis… de paisano, quiero decir. Están portodas partes, pero ello no debe de preocuparnos en exceso, pues alfinal, al igual que sucedió en el año 1936, a la policía “llana”o “de a pie” no le quedará otra que la de estar con elpueblo.

Paraacabar, recordar aquello de que “Feno es esperar, Fe no es soñar, Fe es penosa lucha para el hoy y parael mañana…”Está en catalán, claro, pero se entiende casi todo, cop = golpe,falç = hoz, blat = trigo,… y además, a continuación pone laletra en castellano.


Claridad,Racionalidad y Solidaridad.

saludoscordiales.
forrestgump

9 comentarios en “Sobre la necesidad de organizarse

  1. mi queridisimo forest gump, admiro tu inteligencia numerica, tanto como para desfalcar los casino en el black jack, aunqeu no tanto en la ruleta, pero he de decir, que tienes razon cuando hablas de eso del dinero, pues al final es un tema del dinero.

    si cada trabajador, tuviera una mujer a la que alimentar y 4 hijos, mas los abuelos, aparte de que no habria paro si esas personas no pueden trabajar.
    (y por ser cool progre, si una mujer tiene que alimentar a su marido y sus 4 hijos de ella, no de el, pues el no es nadie y se le pueden matar.)

    bien, en ese caso aparte de no haber paro por que la mano de obra escasea, pero aparte los salarios son dignos respetando la logica de reposicion de las empresas.

    si sobra gente para trabajar, y los que se manifiestan, en vez de estar dispuestos a dar su dinero a los demas, solo son los sindicalistas que exigen mas salario, al final, la via es generar paro, y miseria a gente, qeu tu no mantienes.

    a gente que no se organiza, pues a ellos, no se les concede el privilegio sindical, de dejar de trabajar y no poder ser despedidos.

    pero en el fondo tienes razon, si la gente, no desea cooperar, aunqeu yo a mis hijos en mi casa, discriminare la paga, si uno es un bago y otro ya puede trabajar 3 horas, pero es insuficiente para vivir ya que se que no puede encontrar trabajo.

    pero lo cierto es que el abuso temporal del capital, es simplemente, aceptar que me tire el salario a donde el quiera, pues cuando ya no haya paro, mi salario sera etico, y para ello, solo debo amar a los demas como a mi mismo, en vez de buscar odiarles, como para defender mi derecho de casta, donde solo gana al black jack el casino y los cupieres encastados.

    en todo lo demas mi queridismo forest gump, eres muy progre, pero jamas se te dio bien el juego de la ruleta, al menos en la pelicula.
    y el motivo es que tu deseo no evita que realmente, la gente se de cuenta de tu embuste.
    pues la ruleta tiene un indice de desaceleracion en el movimiento que tu tal vez no ves si solo piensas en lineal.

    pues en la practica todo lo que predicas es simplemente, lo que en electricidad se llama generar un pico de tension para que el sistema reviente.
    eso si , a lo progre, basado en que si lo haces moviendo las manitas eso es bonito,
    pero solo pretendes la coapcion formada a traves de tus actos, aunque les pongas palabras bonitas y discursos elocuentes, incluso ganandote al populacho haciendo un teatro callejero,
    pero al final, es sin que se te mire mal, pero buscas no amar a los demas, sino buscar derechos de casta, simplemente, generar un cortocircuito.

    pues la via publica no es de nadie, pero en mi honor interno, yo se si estoy en un sitio para comerme las uvas, o para molestar a los demas, como podria estar delante de tu casa pero en la calle, cerrandote.

    por desgracia, los ciudadanos, aunqeu pongas las manitas, no dejan salvo en sociedades donde sus lideres son mas casta que esto, pero los ciudadanos, suelen ver la verdad, y suelen ver, no solo las manitas.

    el derecho publico de la gente, yo lo comparto, como estar en una plaza o igual que un alcalde, dice, mañana recibo a fulano y lo llevo a un sitio publico, veo bien, como simbolo de derecho ciudadano, por ejemplo quedarse a dormir un dia en la universidad, como parte de una idea de sociedad que deseamos formar, y no solo atender al interes del politico aunque lo votemos.

    pero de ahi, a en realidad estar deseando un cortacircuito, cuando tal vez tu vives ademas de un sueldo estatal, simplemente, siento pena.

    hace mucho el sindicalismo perdio todo su significado, cuando no entendio el significado de sociedad, y si el de presion directa, y confundio el derecho con el mal arte de genera cortocircuitos.

    en la revolucion industrial, el capital estaba en pocas manos, y actuaban bajo monopolio de decidir salarios, los sindicatos, definieron que sus hijos no trabajasen o no tanto, decidieron muchas cosas, y eso les dio autentico derecho humano, ademas posible, sobre las oligarquias que ya se formaban, de mitad burgueses, mitad nobles, pues las leyes eran nobles, para proteger las castas.

    pero lo lograron, por que pensaron y amaron a los demas, no por que buscaron directamente, cortocircuitar nada.

    de hecho el modelo sindical en el siglo XX donde ya el capital estaba repartido pero la movilidad de las fabricas, era nula, o minima, aunque los sindicatos defendian exclusivamente, su salario, y no les importaba ni si su hijo tenia trabajo realmente.
    pero tambien fueron eficientes, debido a que hacian huelgas prolongadas, suficiente como para repercutir daños en el capital de la empresa, y si la empresa no cedia despues de 3 meses de paron, volvian con las condiciones anteriores, pues ya estaba texteado que no habia margen de maniobra sobre el benefico.

    hoy dia, no se da ninguna situacion de las anteriores, pues la informacion fluye, un pais, que hace huelga 3 meses, simplemente, ese pais, no atrae una empresa jamas en la vida, pues simplmenete, no interesa jugar a tener perdidas, que no sean de mercado.

    mi opinion forest gump, pese a que yo me llamo el tio gilito, es que_
    el hombre es por ser el fin de la sociedad, un factor aceptante, que no puede negociar su salario, sino qeu se lo da el mercado.
    el hombre lo que si negocia es las condiciones de vida de sus hermanos , a base de quitarse a si mismo salario directo relativo, y de ahi sin embargo nace el equilibrio.

    en todo lo demas, educacion, sanidad, y todo lo que quieras, tanto tu como yo, sabemos que con el peak oil, todo eso se va a acabar por las buenas o las malas.
    de hecho si se desea que sigan existiendo minimamente para la poblacion, solo y asi si es cierto que hay que luchar contra las castas, por ejemplo un funcionario y su pension muy superior a la de los demas, pues ahi hablamos ya no de nuestro derecho activo, sino que hablamos de el derecho de monopolio que en un pasado se asigno a aunos, y que por supuesto no soltaran, sino que desangraran al estado por derecho legal, y el estado a ti o al mas pobre, para proporcionartelo.
    de modo no equitativo.

  2. Son cosas bastante elementales pero a veces se olvidan. Pienso sin embargo que el gran motor de un movimiento de transición es su capacidad para ofrecer orientación y racionalidad cuando se nos van cayendo todos los esquemas, saber lo que hay que hacer o al menos tener alternativas para cuando fallen todas las medidas del gobierno para “seguir creciendo”.
    Marxismo o anarquismo eran alternativas sólidas y bien elaboradas en respuesta al capitalismo. Pero nos enfrentamos a los límites del crecimiento y estamos abocados a elegir entre una organización social mínima que garantice nuestra supervivencia. El crash del petróleo es mas un problema físico que un problema ideológico, se trata de adaptarse a una crisis energética cuando una buena parte de la población solo tiene una idea vaga de lo que es la energía.

  3. El tema de las @ no está muy logrado, porque se pone al voleo. Hay que perseverar mas, mecionando no solo las listas de correo, sino también los listos de correas.

    Al final, terminaremos confundiendo l@s carg@s públic@s con l@s carg@s públic@as, o sea, los cargos públicos con las cargas públicas, aunque muchos piensen que son la misma cosa, empezando por mí mismo

  4. Gracias por el bombón tan sinceramente inocente.
    Gracias Antonio, gracias también al autor de este artículo por ese regalo, dentro de esa caja de bombones que quiere parecerse a la vida.
    Reflexiono con los datos de participación sobre esta entrada publicada aquí, 74 comentarios en el mismo día de la publicación nada menos, más 13 participaciones en Facebook y 153 en Twitter. Sin embargo todavía ningún comentario en la republicación de esta entrada en el blog de Colectivo Burbuja.
    Después ¿algo más?
    Desde luego creo que son palabras muy interesantes y brillantes, bastante bien pensadas, propuestas sinceras y sencillas, que surgen de una práctica muy real y muy bien aprendida.
    Un trabajo positivo a pesar de tantos comentarios que cuestionen tangencialmente las formas o las proporciones de fuerzas, de necesidades, etc.
    Sin embargo artículos excelentes como estos me terminan pareciendo como fogonazos fugaces en este agujero -en el que estamos- que no nos dan para hacernos la suficiente idea de cuántas personas estamos aquí, qué sabemos, qué necesitamos, qué queremos ni quienes somos en realidad.
    Un sentimiento como el que García Lorca describía tan sensiblemente en “Zorongo” diciendo:
    “La luna es un pozo chico
    Los hombres no valen nada”
    La inmensa noche oscura como un pozo sombrío y profundo y solo la luna -muy arriba- como pequeño brocal mostrando la luz del día que es imposible alcanzar desde tan abajo.
    Supongo que habrá que seguir intentando iluminar este panorama tan sombrío.
    Ánimo por y para animarnos, aunque sean pocos bombones para tanta amargura.

    1. Estimado Julio,

      Te lamentas de la poca repercusión que ha tenido este artículo en Colectivo Burbuja y creo que no te has parado a analizar las causas.

      De entrada, el título prometía un contenido interesante; pero tras leerlo queda claro que el autor se ha quedado a medio camino.

      Definir la organización en áreas está bien. Es un primer paso para saber quién se dedicará a qué. Pero ni siquiera es capaz de definir cómo van a funcionar. Al final el autor se dedica a disertar en lugar de concretar.

      Y mucho menos se preocupa el autor de fijar las normas que van a regir dentro de esas áreas y su relación entre ellas.

      En resumen, que la calidad del texto se aproxima más a un trabajo escolar mediocre que a un artículo de divulgación técnica, científica o económica aplicado a lo social, que es de lo que trata este blog.

      Y puede que sea la falta de calidad lo que ha originado la posterior falta de interés y discusión por parte de los que leemos aquí.

      Añádase a lo anterior expresiones empleadas por el autor como “súper bíblicos” (como si algo de dimensiones bíblicas no fuese bastante impresionante) o “nos miramos”… dejan entender la juventud del autor, que aunque lleno de entusiasmo, creo que le falta mucho rodaje y experiencia y pretende compensarlo con audacia, cuando no atrevimiento.

      En fin, que creo que nuestro estimado Antonio ha cometido un error publicando este artículo en su blog, que no llega al nivel de calidad al que nos tiene acostumbrados, y que la falta de repercusión en Colectivo Burbuja es precisamente consecuencia de este hecho.

      Saludos.

      1. Estimado R. Descartes:
        Compruebo que su nombre no figura entre quienes aportan contenidos en este blog.
        Me llama la atención el alto nivel de exigencia en los comentarios (el suyo es un ejemplo) sobre los artículos publicados aquí y también en el blog de http://crashoil.blogspot.com.
        Teniendo en cuenta que son espacios gratuitos, que ni siquiera se financian con anuncios de Google, lo único que se me ocurre (en tono de broma menor) que pueden prometerle es lo mismo que “El Corte Inglés”: “Si no está de acuerdo le devolvemos su dinero”.
        Mi comentario planteaba otro tema, precisamente para evitar tantos mirones críticos ante una obra larga, difícil y arriesgada, que no se valora y que requiere de más y mejores manos y que -quizás- haya que hacer ofreciendo contenidos más breves y más interactivos, mejor si es posible con personas reales y no con tantas máscaras virtuales.

        1. Estimado Julio,

          Como siempre, todo tiene su explicación.

          Si no encuentra mi nombre entre los participantes de este blog y el de Antonio, es porque llevo poco tiempo siguiéndolos.

          En cuanto al nivel de exigencia al que se refiere, me temo que la culpa no es mía, si no de los autores, que nos han acostumbrado a dicho nivel con participaciones rigurosas y bien documentadas, cada uno en su campo.

          Como bien apunta, esta es una obra larga, difícil y muy arriesgada, que requiere de más y mejores manos. Precisamente por eso deberíamos ser más exigentes con la calidad de los contenidos y el rigor de la información que contienen.

          Su autor relaciona las áreas en las que, según él, hay que organizar el movimiento. Pero como ya comenté antes, olvida detallar el funcionamiento interno de éstas áreas, obvia la relación que necesariamente debe haber entre ellas, la forma de supervisar su funcionamiento y la consecución de los objetivos de cada área y la optimización de sus recursos. Por no mencionar, no menciona ni el fin último de dicha organización.

          No me preocupan los mirones críticos mientras que su crítica sea constructiva, pues podremos encontrar oportunidades para la mejora. A los efectos, yo mismo me considero un mirón crítico.

          Por el contrario, me preocupa el gran número de comentarios complacientes con el contenido del artículo y las pocas críticas que ha recibido.

          No espero que me devuelvan mi dinero, pero sí que los contenidos de estos dos medios mantengan el nivel de calidad que han tenido hasta ahora y seamos más críticos y menos complacientes con nosotros mismos, como medio para mejorar nuestra sociedad.

  5. Si no se asume como un acto político (lucha por el poder), con una organización (partido), con una base programática (doctrina, principio y valores), no tendrán una finalidad específica, por lo cual nunca irán a conseguir resultados que son lo que en verdad necesitan. Saludos desde Maracay, Venezuela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *